Focas

Estándar
Por lo general, las crías de foca son muy parecidas a sus padres, aunque algunas tienen el pelo más espeso, para estar más abrigadas mientras desarrollan la capa de grasa que tienen las focas. Los cachorros reciben nombres como capa blanca o lomo azul. Su piel es muy apreciada, y cada año mueren muchos cachorros a manos de brutales cazadores.
Los cachorros maman la leche de su madre como los bebés humanos. La leche es muy nutritiva, y el peso del cachorro se duplica a las pocas semanas de nacer. Algunas hembras amamantan a sus crías con mucha frecuencia, mientras que otras sólo lo hacen cada varios días. Cuando las hembras vuelven a aparecer, los cachorros corren peligro de ser aplastados.
En unas especies, los cachorros nadan y se mueven por tierra firme a las pocas horas de nacer, pero en otras no pueden valerse por sí mismos hasta que han pasado varios días y se les han desarrollado los músculos. Los cachorros de foca gris tardan unas tres semanas en empezar a nadar; antes tiene que crecerles todo el pelo.
Cuando todos los criaderos se deshacen y los adultos regresan al mar, los cachorros tienen que aprender a valerse por sí mismos.
Poco a poco se van haciendo expertos nadadores y aprenden a capturar pescado. Pero esta es una época muy peligrosa para los cachorros, sobre todo si han nacido en costas rocosas y tienen que aprender a nadar en aguas turbulentas.
Durante las primeras semanas de vida, los cachorros de foca común nadan en compañía de sus madres. Pero en cuanto dejan de mamar se alejan de ellas y van en busca de nuevos territorios.
Las focas pueden llegar a vivir unos cuarenta años. Por lo general las hembras se aparean por primera vez a los seis años de edad, y tiene una cría cada año hasta que cumplen veinte.
¿Cómo ven, les gustó?
______________________________________
Lucy Baker, Focas. México, SEP-AEM, 2002.
Lectura con 316 palabras
______________________________________