Home » Diablos, brujas, duendes y espantos » Las risas del monte

Página de inicio

rincón de lecturas

Enlaces patrocinados

Lecturas infantiles por grado

Primer grado Segundo grado Tercer grado Cuarto grado Quinto grado Sexto grado aprende inglés con sallita

Velocilector

¡Tómate tu tiempo y descubre tu velocidad lectora!

Ahora puedes medir cuánto tiempo tardas en realizar una lectura. Cuando estés listo para iniciar tu lectura, da click en el botón "Iniciar". Una vez que hayas terminado de leer, de inmediato da click en el botón "He terminado". Puedes realizar competencias con mamá, papá o tus compañeros y amigos o... ¿Por qué no? ¡Puedes retar a tu maestra!

El cronómetro te marca, minutos:segundos:décimas de segundos. Ah, no olvides poner en ceros antes de iniciar una nueva cuenta.

CRONÓMETRO

 

¿Sabes cuál es tu velocidad lectora?, si quieres saberlo sólo escribe los datos que se te piden y a continuación da click en el botón azul de calcular:


¿Cuántas palabras tiene la lectura que leíste?


¿Cuánto tiempo has tardado en leerlas?





_________________________

 Elige tu nivel y grado escolar dando click en el círculo:

PRIMARIA

Primer Grado
Segundo Grado
Tercer Grado
Cuarto Grado
Quinto Grado
Sexto Grado

SECUNDARIA

Primero de Secundaria
Segundo de Secundaria
Tercero de secundaria

Lecturas infantiles más recientes

Actividades de aprendizaje con juegos

Visita sallita

Material para maestras y maestros

Catálogo educativo Un listado de cientos de sitios con material educativo gratuito.

Las risas del monte

Antes de llegar al pueblo de Santiago Tuxtla, hay un montecito de donde brota un ojo de agua fresca.
Cuando yo tenía como diez años iba con mi primo Tomás a jugar en ese lugar, el agua era tan limpia y transparente que nos gustaba estar por mucho rato. Un día vimos a unos jóvenes bañándose, pero con el sombrero puesto y sobre éste su ropa.
–¿Oye, por qué traes la ropa en la cabeza? –le pregunté a uno.
–Si no, se la llevan los chaneques. ¡Te dejan en cueros! –nos dijo. Ni caso le hicimos, nos quitamos la ropa y nos metimos a jugar.
Brincamos y nos revolcamos en la orilla del agua hasta que quedamos arrugados como gusanos; al rato, decidimos irnos a la casa, pues ya teníamos hambre. Nos salimos.
–¿Dónde dejaste la ropa, Tomás? –me preguntó mi primo.
–Pues allí, en esas piedras.
–No, no está, –le dije.
–¡Cómo no! –me contestó. Y ahí andamos busque y busque, pero nada, ni los zapatos.
–Pues vámonos así… –me dijo mi primo. Íbamos cuidando que nadie nos viera, en cueros como andábamos lo que iban a pensar… A medio monte escuchamos risas entre las plantas.
–¡Los chaneques! –gritó Tomás. Y nos echamos a correr, pero entre más aprisa íbamos, más risas oíamos. Ya llevábamos la carne chinita del miedo, pero ni modo, así llegamos a la casa y mi mamá nos regañó, porque según ella, nos habían robado.
_______________________________________________

Jesús Pérez Ruiz, “Las risas del monte” en Jesús Paredes (adaptación), La tierra de los susurros. México, SEP-CONAFE, 2000.

Lectura con 240 palabras.

_______________________________________________
[Google]

Más rincones de lecturas

Libro del perrito sep 1994 libro del perrito Disfruta de las divertidas lecturas para niños del Libro del Perrito.

Rinconcito de lecturas

Rinconcito de lecturas

Lecturas de ayer

Lecturas de ayer Disfruta de lecturas, cuentos, poemas, leyendas fábulas y narraciones bellamente ilustrados que se leían ayer y se difrtan ahora.