Labor detectivesca

Microscopio

Hasta los criminales más cuidadosos pueden dejar pistas diminutas que a menudo son demasiado pequeñas para distinguirse a simple vista. Por eso, los microscopios prestan una ayuda inestimable a la policía.
Los científicos de la policía utilizan microscopios ópticos para examinar posibles pruebas buscando pistas. Esta labor les ayuda a decidir qué hacer a continuación: por ejemplo, volver a examinarlas con un microscopio electrónico, o tomar muestras de sangre o de suelo para realizar más comprobaciones.
La prueba del delito
En el escenario de un robo o un asesinato suelen quedar partículas de la ropa del culpable, como por ejemplo fibras de lana de un suéter. Si las fibras halladas en el lugar del crimen coinciden con las de una prenda perteneciente a un sospechoso, pueden ayudar a la policía a solucionar el caso.
Cuando buscan pruebas, los investigadores policiales pueden también examinar pelos, fibras de alfombra o los cristales de una ventana rota.
Microscopios sobre ruedas
Para examinar objetos grandes como, por ejemplo, un coche, la policía utiliza el microscopio de operaciones. Se trata de un microscopio unido a un brazo articulado, que va montado en una plataforma con ruedas. Ésta última se arrima al objeto y el microscopio se regula para poder examinarlo desde distintos ángulos. A veces los ladrones de coches repintan la carrocería, pero un cuidadoso examen al microscopio puede ayudar a la policía a identificar un vehículo robado.
Más pistas
También se usan microscopios para examinar cadáveres hallados en circunstancias sospechosas. Un ejemplo: si encontramos ciertas algas minúsculas en los pulmones de un cuerpo sacado del río, seguramente la persona murió ahogada; si no encontramos este tipo de algas, es probable que la víctima estuviese muerta antes de entrar en el agua.
Armas y culpables
Un microscopio puede ayudar a resolver casos en los que intervinieron armas de fuego. El cañón de un arma de fuego tiene unas estrías que hacen que la bala gire sobre sí misma y vaya recta hacia el blanco. Al disparar un arma, las estrías rayan los lados de la bala y dejan unas marcas tan únicas como las huellas dactilares de una persona. Estas marcas microscópicas pueden compararse con las marcas de otras balas para saber si provienen de la misma arma.

_________________________________________________________
Kirsteen Rogers, “Labor detectivesca” en El gran libro del microscopio. Gary Bine, Kim Lan, Peter Bull, ilus. México,
SEP-Océano 2003.

 

Lectura con 373 palabras.

_____________________________________________________________

 

_____________________________________________________________

Actividades interactivas divertidas de esta lectura

rellena huecosActividad 1.

Nos encontramos diseñando una actividad interactiva divertida para tí.

 

 


#Actividad 2.
Nos encontramos diseñando una actividad interactiva divertida para tí.

 

 


 

Design downloaded from free website templates.